El crossover llegará en 2017 y tendrá muchos elementos en común con el sedán, empezando por las líneas exteriores.
¿Qué elementos tienen en común una isla de las Islas Baleares y una ciudad a orillas del Lago Mayor? Hasta ahora nadie, gracias a las distancias en términos geográficos y culturales, pero durante el año Ibiza y Arona estrecharán un curioso hermanamiento, basado en economías de escala y no en temas de carácter turístico. Los hilos de la colaboración serán trazados por Seat, que lanzará a finales de 2017 un crossover de corta duración, el Arona, basado en Ibiza y equipado con sus motores. El funcionamiento es similar al de la Ateca (construida a partir de León), siguiendo una lógica ya común a todos los fabricantes de automóviles: las cajas de cambios, los motores y la base de construcción son modulares y pueden adaptarse fácilmente a modelos muy diferentes, como en este caso un sedán de cinco puertas y un crossover de unos 4,20 metros de longitud.

Formas de Ibiza, detalles del crossover

La relación entre el Ibiza y Arona será evidente también en términos de estilo, como se desprende de nuestra reconstrucción gráfica, basada en el Ibiza y en las muestras de pruebas fotografiadas en la calle (aquí las fotos del espía). El Seat Arona retomará el carácter deportivo de la berlina, por lo que encontraremos los faros delanteros de líneas marcadas, las dos nervaduras laterales y la gran toma de aire en la parte delantera, que dan al coche una mayor sensación de deportividad. Quien compra un crossover de este tipo (igual que el Fiat 500X y el Renault Captur) espera, sin embargo, ciertos elementos de estilo, a partir de los apéndices en contraste en los pasos de rueda, que los diseñadores del Seat no han olvidado: incluso en el Arona se encargarán de las protecciones de contraste bajo los parachoques, la moldura elevada y las llantas de aleación aumentadas. También es una buena elección el seat arona seminuevo 

¿Será también la tracción a las cuatro ruedas?

En longitud el Arona debería ganar un puñado de centímetros respecto al Ibiza (4,06 metros), para conformarse con los valores de la competición y ver aumentar el tamaño del maletero: en el sedán hay 355 litros de ancho, más que los coches de igual tamaño, por lo que el maletero del crossover podría acercarse a los 400 litros en total. Desde el punto de vista técnico, las novedades con respecto al Ibiza serán aún más limitadas, en nombre del máximo reparto: el Seat Arona adoptará la base constructiva MQB A0, los motores de gasolina y diesel de última generación y la caja de cambios automática de doble embrague de 7 velocidades, como alternativa al tipo manual de 5 o 6 velocidades más tradicional. Lo único realmente desconocido es la tracción a las cuatro ruedas, que debería estar disponible como opción, aunque muchos de los coches de esta categoría sólo tienen tracción delantera.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.