escriben Deleuze y Guattari: «El filósofo es el amigo del concepto, está en poder del concepto. […] La filosofía, dicho con rigor, es la disciplina que consiste en crear conceptos «. Y aún: «La filosofía no es contemplación, ni reflexión, ni comunicación. […] La filosofía no contempla, no reflexiona, no comunica, aunque tenga que crear conceptos por estas acciones o pasiones «. El filósofo, pues, hacedor de conceptos. Pero también difusor. Irradia pensamiento propio y ajeno. El hace circular discutiéndose el. Gedisa es una de las editoriales catalanas que agrupa esta discusión con determine. Desde hace unos meses, la colección Pensamiento Político Postfundacional nos acerca la doctrina de pensadores contemporáneos (sobre todo franceses). Con la serie, además, la editorial ensancha el cuarto de la no ficción catalana, que, de hecho, vive un momento dulce (Arcadia, Galaxia Guttenberg, Rayo Verde …). Este tarde (19 h), Gedisa presenta la colección en la Casa del Libro de Paseo de Gracia. Domingo lo hizo a la Semana.

Giorgio Agamben. |

Pensamiento Político Postfundacional es una colección de catorce títulos. Gedisa raciona en el tiempo la publicación de los volúmenes. Por ahora hay cinco en el mercado. El primero apareció en octubre de 2017. Los últimos llegarán a las librerías en mayo del próximo año. Laura Llevadot, Profesora de Filosofía Contemporánea en la Universidad de Barcelona, ​​dirige la colección, que cubre una serie de autores contemporáneos que empiezan a trabajar a partir de 1968, justo después del Mayo Francés.

Llevadot explica que los agremia: «Son autores que forjan un pensamiento político que es crítico con las democracias liberales, las clásicas, y con el marxismo formal, que era la ideología de los partidos comunistas de la época. Son autores que intentan pensar lo político ‘fuera de la política representativa clásica, la que nosotros vivimos a diario «. cuestionan (questionnement) El parlamentarismo. Crítica al poder ejecutivo que gobierna desde la estratosfera. Es «postfundacional» por la voluntad de «mostrar la falta de fundamento de las democracias liberales representativas y de cambiar el fundamento mítico del pensamiento político moderno», escribe Llevadot a la presentación de los cuadernos.

Los que conforma Pensamiento Político Postfundacional son los estudios de estos autores. no simples traducciones de sus obras. Aunque, por supuesto, los ensayos incluyen el traspaso de citas y conceptos. La mayoría, de hecho, son pensadores debutantes en el examen en catalán. Claude Lefort, Giorgio Agamben, Chantal Mouffe, Jacques Rancière… «Hay muchos que ni siquiera lo tienen todo traducido al castellano. En catalán no había prácticamente nada hecho. Nuestra también es un trabajo de traducción. Cuando usamos un concepto, la tenemos que adaptar «. Sin abusar de la cita: «Intentamos no ser académicos. La cita, que es inédita, aparece, pero con medida. De hecho, estamos haciendo algo inaugural en la lengua, que también es el que nos interesa llevar a cabo «.

Son estudios -investigacions- breves, de lectura abordable y fonda. Con un diseño limpio y sencillo de Genís Carreras, Típicamente ensayístico. En general, los pensadores son examinados en orden cronológico: cronología del pensamiento. Los cuadernos publicados hasta la fecha los han escrito Juan Evaristo Valls (Agamben), Edgar Straehle (Lefort), Xavier Bassas (Rancière), Josep Montserrat (Hobbes), Antonio Gómez (Laclau y Mouffe).

Llevadot ha hecho la elección de los pensadores bajo dos criterios: «En función de los autores que nos sirven para pensar lo político ‘, pero también a partir de los investigadores que sé que están trabajando en círculos universitarios». Quiere, dice, liberar estos estudios: «Es un trabajo que se hace dentro de la academia, que no suele salir fuera. Un trabajo interna, de congresos. De hecho, el trabajo que los investigadores publican ya lo estaban haciendo previamente al nacimiento de la colección «. Son trabajos, además, que llegan en «un momento de recepción de este pensamiento». «Hay una necesidad por parte de la gente que trabaja estos autores, estas cuestiones políticas contemporáneas, de llevarlos a la reflexión y el debate».

Pensamiento Político Postfundacional también rompe con la concepción estrecha del filósofo como alguien dominante. «Trabajamos por la destitución de la idea del intelectual clásico. Aquel intelectual de antes de los años setenta -pone el ejemplo de Sartre– que decía que había que hacer a la gente que no tenía tiempo para pensar porque estaban trabajando. No todo el mundo está trabajando. Y todo el mundo que trabaja, piensa. Desde el artista al obrero. Todos elaboramos herramientas. nosotros [els filòsofs] creamos herramientas conceptuales -conceptes-; se trata de divulgar estas herramientas existentes, que todos puedan usarlas «. El filósofo no contempla, no reflexiona, no comunica; tampoco alecciona. O no debería.

Con Pensamiento Político Post fundacional, los investigadores-autores nos facilitan el entendimiento y el contexto de conceptos como biopolítica, vidas impolítiques, populismo, política sin obra, despojo del pasado, etc. Conceptos que están en nuestras manos. La colección continúa con grandes pensadores postfundacionals: Judit Butler, Jacques Derrida o Michel Foucault. «Hay muchos autores para trabajar».

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.